.
 

 
La Artesanía y el Aborigen
 
Una de las industrias más destacadas de las comunidades aborígenes que habitaron nuestro continente, y en especial en la región del Noroeste argentino, fue la industria de la artesanía. Como ya definimos en la sección de artesanías, estas son una de las más importantes expresiones de la cultura de una comunidad, en especial en aquellos tiempos.

Y en nuestra región NOA, donde encontramos una gran diversidad de paisajes (montañas, quebradas, valles, etc.), la expresión de las culturas que habitaron estas tierras estuvieron fuertemente influencias por varios factores, tales como:

  • los materiales de los que disponían (piedras, arcilla, bosques y especies de arboles, etc.) 
  • tradiciones y creencias (rituales, mitos, dioses y religiones, etc.)
  • Tradiciones de la comunidades originarias (el legado)
  • Comercio: de acuerdo a la proximidad con otros pueblos y sus respectivas necesidades, se intercambiaban artesanías por otros objetos.
  • Influencias de otros pueblos: por distintas causas (guerras, cercanía, etc.) cada pueblo fue recibiendo la influencia de los demás con los que se relacionaba.
  • Otros

Así, podemos observar en las artesanías de nuestra región las características arriba mencionadas y otras tantas. Por ejemplo, que mucha de la cerámica que encontramos en las actuales ciudades de Santa Maria y Belén (Catamarca) y Amaicha del Valle (Tucumán) entre otras, sean de las más preciadas en el mundo no es casualidad. Que encontremos en ellas elementos como arena volcánica (cercanía a volcanes erupcionados en la antigüedad, factor geográfico) y arcilla (materiales disponibles), figuras como ser ñandúes y serpientes (tradiciones) y en distintos utilitarios (comercio), todos ellos nos demuestran la importancia y características particulares de la artesanía de cada región.
 
No es la misma cerámica que encontraremos en la quebrada de Humahuaca, donde por ejemplo, podemos encontrar el mismo objeto en cerámica, pero con arena proveniente de Chile.

En definitiva y concluyendo nuestra apreciación respecto de las artesanías en las distintas regiones, podemos señalar las siguientes:

  • Cada artesanía es única e irrepetible: porque su elaboración, artesano, tradición, comunidad, cosmovisión, y en definitiva forma de expresión, son únicas e irrepetibles, aunque si transmisibles.
  • Cada región tiene destacados: ya sean un tipo de artesanía en particular, procesos de elaboración, etc. Aun cuando en varias regiones encontremos artesanías de igual finalidad o forma, cada una se destaca más en alguna que otra.
  • La evolución en el tiempo y la información: que nuestra época se destaque por la información y su transferencia, no es nuevo ni ajeno a los artesanos. Muchos de ellos, aun perteneciendo a distintas regiones, conocen los procesos y productos de los otros, se comparan e influyen y son influidos por los demás. Con esto no queremos significar que la artesanía tienda a una uniformidad absoluta, pero muchas particularidades pasadas tienden a una similitud relativa en el presente.
  • “Nuevos Mercados”: si bien muchos artesanos y/o aborígenes no poseen una Maestría en Marketing en Harvard, tienen bastante claro los fundamentos básicos del comercio que traen consigo desde hace miles de anos. Muchas artesanías se están ajustando a las “nuevas” necesidades y deseos de los compradores. Así, podemos encontrar, entre tanto ejemplos,  tarjeteros de plata, portarretratos de plata o cardón, estuches para celulares de cuero y hasta mesa de computadoras hechas en carpintería con madera y técnicas de la cultura de la región.

Es justamente en este aspecto donde nosotros intentamos adaptar los deseos y preferencias de nuestros clientes en su cultura actual (forma de vida que llevan hoy) con artesanías que no pierden la condición de tales, e incluso muchas de ellas son elaboradas hoy por artesanos aborígenes que conservan este preciado patrimonio cultural.

 

 
© 2005 | Todos los derechos reservados